por hectorhernandez:
tremendas vivencias muchachos, esas historias contadas por pescadores q les corre el mar por las venas, de tantos años de vivencias en el mar, de sus padres ,abuelos, de sus ancestros, es lo mas lindo q ay ,empiezas leyendo cada historia y te vas metiendo y metiendo y te olvidas de todo lo q te rodea y es porque lo estas viviendo y sintiendo adentro del alma, y ves esas personas y las embarcaciones y hasta el mar lo ves diferente, te coge la nostalgia y los recuerdos de tu tierra, q cosa mas linda, gracias muchachos por esos temas y esas vivencias que te hacen retornar y recordar lo que traemos en la sangre, saludos que sigan esos recuerdos tan buenos y positivos.


Agradecimientos especiales para mi tio Mesa y tia Isabel, los miembros del Foro y a todos los pescadores de Cojimar.

hola Cajil esas fotos que pusiste era cuando yo estaba en cuba alla en cojimar, ahi esta la foto que yo te dije que le tire a mesa en la que el esta parado con la cabeza del emperador, te lo habia dicho unos dias atras cuando trajiste el tema de las pescas en cojimar, ese dia yo estaba en la ventana de la casa esperando a que el barco mio entrara de pescar y vi al eliamar entrar con aquella timba en la popa imaginate sali corriendo para el cachon, al rato llego mesa. ahi en la foto sale esteban pulover de raya patron del barco y pichi patron de mi barco que salieron ese dia a pescar juntos y mira la marea que hicieron, estos dos pescadores son dos grandes pescadores que han cogido miles de de pescados, y les digo algo, estos son buenos pescadores no porque tengan mucha suerte el problema es que la pesca lleva mucha creatividad mucho trabajo y mucho sacrificio, a veces uno dice no cojo nada y hago lo mismo que todos y no se dan cuenta que muchas veces vamos a pescar y cuando hacemos un par de cosas estamos cansados, y la pesca tiene eso que cuando piensas que lo has hecho todo haces algo al final y te da las piezas que tu querias, y tu dices que cosa desde la madrugada haciendo de todo y mira esto al final en una hora sali y coji dos o tres dorados grandes, y llevabas pescando desde la madrugada a fondo al vivo al garete, por eso hay que hacer todas las pescas que puedas, el problema es entrar con algun pescado, esa es la recompensa que recibe el pescador con su trabajo, en la foto que el eliamar esta varado en tierra para mantenimiento fijate a la izquierda de la proa el barco que se ve atras ese era el barco mio, la julia, tambien en la foto que hay mucha gente mirando el barco eso es una competencia que se hacia todos los anos es el campeonato municipal de la pesca de la aguja ernest Hemingway ahi competiamos los barcos de cojimar, despues los barcos de cojimar que habian ganado con los barcos de otras marinas como la habana el rio almendrares guanabo etc, y de ahi los ganadores iban a la marina Hemingway en jaimanitas que era la competencia internacional pero no recuerdo que ningun pescador de cojimar hubiera ido a la internacional tendria que averiguar habia mucha trampa en esta competencia la gente del inder esto es el organismo de deportes en cuba manicheaba estas competencias, ahi tambien sale el puente de hierro que une el pueblo de cojimar con alamar por ahi pasan las personas antes ese puente no existia habia que brincar de un lugar a otro en un bote de remo y cobraban 5 centavos, despues subieron a 10 hasta que hicieron el puente. el puente tenia una parte que obligatoriamente habia que levantarla a mano habia una magineta por ejemplo para el barco mio habia que darle a mano 130 vueltas a la manigueta, nunca quisieron ponerle un motor decian que de esa forma los barcos estaban mas seguros para que la gente no se robaran los botes, despues habia que ir a el castillito que estaba en la salid a de la bahia de cojimar y ahi le pedias permiso a guarda frontera para ir a pescar, el patron del bote o el dueño subian al castillo llevaban los carnet de identidad de los que iban a pescar los carnet de pesca, los carnet de pesca en cuba era un privilegio tenerlo habia que ser casi un héroe o un mártir para poder tenerlo al igual que un bote por lo general la gente de los pueblos costeros eran los que se dedicaban a la pesca y tenian sus barquitos otros eran gente que tenian relacion con alguien del gobierno que le podia conseguir el carnet bueno sigo el cuento, llenabas un papel donde decian a que lugar ibas a ir por ejemplo de goberment cut hasta halouver y la hora maximo 12 horas ahaja muy importante no podias alejarte de la costa mas de 6 millas hacerlo conllevaba una sanción de 6 meses sin poder salir a pescar por ejemplo en la parte de cojimar en el barrio de al lado alamar habias un edificio de 18 pisos en la azotea habia un puesto observacion de guarda frontera si ellos veian que tu te alejabas mucho te llamaban a la lancha rapida ellos iban hasta alla y te obligaban a entrar y ahi te cogía la ley de las 6 millas no se imaginaba la cantidad de veces que pegabas un buen marlin y si el pez le daba por salir salir y salir tenias que cortar la línea aguantar hasta que el pez rompia la linea o se sacaba el anzuelo pero no podias pasar la línea no se imaginan los abusos y atropellos que pasan los pescadores de cuba lo que se sufre gracias a la dictadura de esta gente bueno sigo , de ahi un guardia bajaba contigo te registraba el barco buscaban combustible extra comida extra en fin algo que indicara que tu ibas a irte de cuba cuando regresabas era igual parabas en el castillo el guardia bajaba y te volvia a registrar el bote y asi todos los dias voy a dejar algo para otra ocasión, ahi les pongo una foto mia de mi barquito alla cuando lo compre en matanzas despues lo arregle y lo hice nuevo ahi estoy con dos marlin atracado en el patio de mi casa .

por El Cayuco:
Esto es increible con solo poner una foto cuantas anécdotas bonitas y buenas fotos han salido a la luz. Hasta un libro se puede hacer con todo esto que estoy disfrutando gracias a ustedes. De veras que los felicito son increibles de verdad. Seria bueno que esto continuara estaria todo el tiempo pegado a la computadora esperando que salieran mas de estos recuentos. Gracias a todos.

Mi tio Mesa

por Jorgeraidel:
que suerte hemos tenido en que seas parte aqui de nosotros, te puedo decir que cuando estas contando todas estas anecdotas y vivencias de nuestra tierra yo me la imagino y como ahi tantas fotos creeme que logro estar imaginado en mi mente lo que vas relatando y es como si estuviera ahi jejej es gracioso pero les estoy siendo honesto no si a los demas les sucede lo mismo, ustedes se han puesto a pensar que grande seria el dia que nuestra tierra sea libre y la internet este al alcance de todos y tengamos a muchos de esos pescadores aqui en este foro compartiendo las historias que han transcendido de padres, hijos y nietos este deporte o pasion que tenemos todos en este foro? creo que pasariamos mas tiempo aqui que en el agua jejejeje, dejame decirte que es lo que dice Renecito que hoy dia siguen igualito porque tristemente es como vivir en algo parecido a una maquina del tiempo pero que nunca avanza hacia el futuro:(, es como una maquina del tiempo defectuosa que viaja solo al pasado y yo que estoy tantas horas por obligacion delante de un monitor busco muchas cosas siempre de pesca y demas y encontre este video de Isabela de sagua y les digo algo de corazon al final cuando estas viendo no puedo evitar sentir tristeza porque muchas de nuestras implementos de pesca que a veces no le damos importancia para ellos seria un tesoro.
hermano dejame decirte en mi nombre e imagino y estoy seguro que de la mayoria que para nosotros ha sido una bendición tenerte en nuestra embarcacion RDP y contar con un pescador de tu nivel, y tus relatos ya por suerte o problema para ti jeje se han vuelto necesario asi que ahora si estas en problemas jejejeje, bueno recuerda que un dia tenemos que reunirnos para hacer lo que hacemos muchos cubanos incluyendome a mi y es... bla bla bla jeje yo creo que reunirnos a hablar un rato de todas estas cosas seria tan excitante como subirnos a la embarcacion.


Gracias a todos por dejarme estar y ser parte de la embarcacion RDP

por Francisco:
Esas fotos son un tesoro y valen un Millon de Pesos en Recuerdos......Gracias por Recobrar la Historia.

por EL Cajil:
En esas fotos como puedes ver ay viejas y otras mas nuevas, con el tiempo se han perdido muchas y mas al salir de Cuba, tu sabes como es eso.
Viste la foto del emperador ese inmenso, es igualita de la que pusistes tu, por casualidad esas fotos salieron de la misma camara o como fue eso?
Buenos cuentos y foto que pusistes de tu barquito, cuando te acuerdes de algo o tengas mas fotos compartelas con nosotros que esto es un tema muy interesante y nos da la oportunidad en nuestras mentes vivir esa parte nostalgica de lo que es pescar y vivir en un pueblo pesquero en Cuba tal como ustedes lo vivieron.
Saludos,EL Cajil.

por Francisco:

Loko......es posible que el familion tuyo no querian dejarte cerca de ningun bote, porque en el primer momento que tuvieras lo hubieras cogido para brincar el Charco 

Pescadores de Cojimar

por EL Cajil:
Algunas fotos de mi tio Mesa y familia en su barco Eliamar en Cojimar.
Miren que clases de pescas y tremendo barco que ellos mismos fabricaron. Les mando un agradecimiento muy especial a mi tia y tio por compartir estas fotos que me llenan de mucho orgullo y tambien me hacen vivir un pedacito esos ricos años que ellos vivieron en Cojimar.

por Valdes:
Tremendo Renecito, yo conoci pescadores en Isabela de Sagua que pescaban en las mismas condiciones que tu mencionas, con botes de madera y con los motores "chaca chacas" como tu dices. Recuerdo que habian unos motores de petroleo de un solo piston Japoneses, que clase de motores aquellos, no me acuerdo el nombre, pero si me acuerdo de los KB alemanes que se usaban para todo, para turbinas de agua, para botes, habian de uno,dos,tres y mas pistones. De verdad que hay que quitarse el sombrero, pero se disfrutaba a pesar de todo. Saludos.

El monstruo de Cojimar

 Éramos bien jovenes alrededor de los 17 o 18 años un buen dia en la escuela cuando tramamos nuestra aventura de pesca. Los cuatro de nosotros, cual para esta anécdota seremos llamados por los siguientes nombres, el Gordo, el Buzo, el Mosquito y yo. El plan era de salir a pescar al mar, pero faltaba lo mas importante…el barco. Se nos prende el bombillo y convencemos al Gordo para que hable con su tio y nos preste el barco. El tio cual era pescador comercial y por lo regular no nos prestaría el barco, tenia que existir una buena razón unica que lo conmoviera a prestar su embarcación. Entonces inventamos una gran historieta. El Gordo fue al tio y le dijo que un grupo de muchachas querían salir a dar una vuelta en barco por la bahía y que el no quería perder esta gran oportunidad y por eso es que le pide este gran favor, también, iba a estar conmigo, cual el tio me conocía. La respuesta fue que “Si”, prestaba su barco con una condición, que se lo devolviéramos tal como lo entregaba. El Gordo acepto y rápido nos movilizamos con los preparativos para el gran dia de pesca.

Al dia siguiente nos aparecemos los cuatro de nosotros en la casa del tio por la madrugada. El camión en cual íbamos a remolcar el barco era del Buzo. El Buzo nos aseguro que su camioncito era poderoso con su transmisión de 4x4. El Mosquito aporto una nevera grande con hielo, cual rápido la llenamos de agua, refrescos y comida. Esa nevera pesaba una tonelada y con trabajo la subimos al barco. Yo aporte el avio de mi caja de pesca, carnada y lleve unas cuantas varas y carretes para todos. Mientras llenábamos el barco de 24 pies con todo eso, el tio nos observaba cuidadosa mente como de reojo. Nos ayudo a enganchar el barco al camioncito y nos leyó la cartilla y nos pregunto que donde estaban las muchachas. Alguien le contesto que las muchachas iban aparte en su carro y nos esperaban en la rampa. Contentos salimos por la calle con aquel barco arrastre y nuestro espiritus por las nubes. Paramos para echar gasolina al barco y camioncito. Nuestras billeteras se quedaron vacias y su perfil era mas flaco que el mismo Mosquito. 

El Gordo echándole gasolina al barco se demoraba y fuimos a investigar que pasaba. Lo vemos mirando bien de cerca a la popa del barco y con cara de asustado. “Oye, pero tu todavía no haz echado gasolina”, le dijimos. Se le había caído la llave de abrir la tapa de la gasolina en un lugar muy peculiar y difícil de extraer. Resulta que el tanque de gasolina de este barco estaba en la popa, de lado a lado y del mismo alto. Un tanque customizado muy bien hecho pero con un gran defecto….que le dejaron una ranura de separación entre el tanque y la popa, exactamente el lugar donde la llave se cayó. A esa hora tratar de buscar un perchero, la linterna y cualquier cosa que pudimos inventar para sacar la llave, cual ninguna trabajo. Ya había pasado un buen tiempo y de pronto el tio pasa por la gasolinera y nos ve todavía por allí. “Que pasa”, dijo el tio, y le explicamos la situación. El tio nos miraba intrigado diciendo que nunca le había pasado semejante cosa, pero nos resolvió sacando la llave.

Listos con gasolina al fin estábamos en camino con el sol un poco mas arriba de lo que queríamos pero no importaba ya que las ganas por pescar nos inspiraban. Rumbo a los cayos nos dirigimos, unos de los mejores lugares para pescar y esta oportunidad lo merecía. En camino una luz roja se prende en la pizarra  del camioncito y el Buzo se estaciona en una gasolinera para investigar. Le echa un cuarto de aceite que le faltaba y seguimos el camino. Unas millas mas y otra luz roja se prende del camioncito, paramos en otra gasolinera para echarle agua o antifreeze al radiador ya que el motor se estaba calentando. Seguimos el camino pero el problema insistia. El camioncito se calentaba por la fuerza que tenía que hacer con el barco. Que problema, asi no podíamos seguir hacia los cayos, todavía estábamos en Miami. Cambiamos el plan y nos conformamos saliendo por Key Biscayne usando la rampa de Crandon Park. Llegamos despacio para no mal tratar al camioncito y tiramos el barco al agua. La felicidad se notaba en nuestras caras, en poco tiempo íbamos a estar en el mar. El Gordo con el pecho muy empinado se da la posición de capitan del barco, levanta la tapa del motor dentro de borda para ventilar los gases y le da a la llave para arrancarlo. Runrunrunrun… runrunrunrun… runrunrun, el motor no arranca. El Buzo le dice “a mi me parece que lo estas ahogando con gasolina”, “dejame a mi, que yo se lo que hago”, dijo el Gordo. Tanto dio que las baterías no tenían casi ni fuerza. Un espectador se nos pega al lado y le recomienda al Gordo que enganche los cables de las baterías en una forma que el motor de arranque tuviera mucho mas fuerza. Yo le dije que no debería conectarlo asi por que podía quemar el motor de arranque, pero el Gordo se fue por la opinión del extraño. Con solo un “run” el barco arranco y la gran idea funciono. El Buzo y yo siendo estudiantes de la mecánica marina no compartimos  la misma opinión pero respetamos la idea. Todo parecía estar bien, esperamos un tiempo para revisar el motor y nos montamos en el barco. El Gordo da marcha atrás, endereza el barco y el barco sigue dando círculos…y círculos…circulos. Se había quedado con el timon colgando en la mano, colgando en el aire ya que se había desenganchado por completo. Yo puse el barco en neutro mientras que Mosquito se tiro en el piso a buscar la tuerca y El Gordo corrió a buscar la caja de herramientas. Apretamos bien aquello y seguimos hacia la bahía en carcajadas por el susto que paso el Gordo con el timon, jajajaja.

Al fin, una rica briza en la cara y el sonido del agua contra el casco del barco en marcha por la Bahia de Biscayne. Contentos nos mirábamos, disfrutando del panorama de Stilltsville o mejor conocidas como Las Casitas. En aquel canal cortando el agua color esmeralda se podía ver las reflexiones de las casitas en el agua con sus colores radiantes de amarillos, verdes y rosados. En la salida nos encontramos con un mar que era un plato y nos dirigimos hacia el sur paralelo a la costa por Hawks Channel. El plan inicial de ir a pescar a los cayos no era factible ahora y el Buzo nos cuenta de un pesquero cual tiene una gran piedra que se podía ver de la superficie de lo grande que era y cual era un acuario rodeado de peces. Pues le seguimos la idea y a buen paso íbamos rumbo sur. Seguíamos y seguíamos, y el Buzo decía mas al sur. El Gordo preguntaba “donde esta esto?”, y el Buzo decía “un poco mas, ya casi llegamos”. Se demoraba tanto el viaje que Mosquito empezó con los chistes diciendo “yo creo que esa piedra es del tamaño de una pelota de ping pong”. Las risas hacian el viaje largo mas agradable. Todos estabamos buscando la piedra pero no se veía aquella gran piedra, y todo lo que el Buzo decía era “un poco mas al sur, sigue para el sur que la encontramos”. Llego el momento que el Gordo se puso furioso por lo lejos que nos habíamos ido y dijo que el no seguía mas para el sur. Yo me di cuenta que lo de la piedra era juego del Buzo y que el queria llegar a los cayos. Les recomendé unos cuantos arrecifes que estaban cerca y fue donde pudimos pescar. Disfrutamos un tiempo corto pescando algunas cositas como roncos, cojinúas y sobacos hasta que decidimos regresar ya que las horas del dia habían pasado y la pesca estaba mala. De regreso estábamos riéndonos de la piedrecita del Buzo, del carácter furioso del Gordo y de cosas de muchachos celebrando victoria antes de tiempo.

Nos encontramos costeando Key Biscayne por el Farito cuando de pronto se apaga el barco y no arrancaba.  Tiramos el ancla estilo grampín que rápido engancho para asi ver bien el problema. Levantamos la caja del motor para investigar. El Gordo coge la batuta y le dice a Mosquito que mirara por el carburador a ver si se veía gasolina saliendo cuando el trataba de arrancar. Mosquito decía que no veía nada y cada vez se acercaba mas, y de pronto el motor tira una explosión y Mosquito salta del susto, una bola de candela sale del carburador para arriba que si lo llega a coger lo deja como un fosforito. Hasta ese momento ayudo el Mosquito, se retiro y se fue para la punta del barco a coger sol. El Gordo seguía insistiendo dándole y dándole hasta que empezó a salir una nube de humo con olor a cable quemado de abajo del motor. Nos movilizamos con este gran problema mirando de donde era la quemazón. Tuvimos que poner la nevera cual estaba mas pesada todavia arriba de la proa donde el Mosquito era el encargado de aguantarla por que las olas la movían de lado a lado y se iba a caer para el agua. El Buzo con el extinguidor en mano, no podía apretar el gatillo porque el Gordo no lo dejaba por miedo de llenar el motor de ese liquido. Yo estaba en el medio del barco y no sabia si ayudar al Mosquito en la proa que estaba a punto de caerse con aquella nevera dominándolo de lado a lado, o confrontar a estos dos que estaban retorcijando con el extinguidor. Opte por la ultima y aguante al Gordo para que el Buzo apagara la quemazón. El Buzo se volvió loco con aquel extinguidor, no en valde ahora es bombero. No podíamos respirar, ni ver lo que estaba pasando, fue una explosión de un talco blanco que nos tapo por completo y el no paró de apretar el gatillo hasta que lo vacio. Todos tratando de buscar un respiro después de aquello y el pobre Mosquito todavía estaba fajado con la nevera en la punta del barco, se oían los bloques de hielo adentro de la nevera dando durísimo de lado a lado. Mosquito nos gritaba amenazando que iba a soltar la nevera para el agua si no lo ayudábamos. Lo que se formo fue un caos completo. Para que entiendan, Mosquito pesaba como 100 libras mojado y la nevera pesaba como doscientas, jajaja, bastante que aguanto el socio. El humo se disperso, bajamos la nevera para el piso y evaluamos lo que había sucedido. El motor entero, parecía un dulce con azúcar en polvo. Los cables de la batería se habían derretido y hasta uno de los postes de la batería se partió y del lado del motor de arranque había un huequito que soltaba humo como si estuviera fumando. Ya se pueden imaginar al Gordo hablando del gran problema con su tio. La única opción que teníamos era de llamar al Guarda Costas pero nada electrónico trabajaba en el barco. La pistola de señal de emergencia tenia problemas, no disparaba. Estabamos embarcados de verdad, en aquel entonces no había teléfono celular para llamar como ahora. Por suerte un barquito nos pasa por al lado y se ofrecen a remolcarnos hasta la marina donde ellos iban. Mosquito que estaba en la proa empieza a sacar el ancla pero tiene dificultad. El ancla se trabo con algo, lo vamos a ayudar y estaba bien difícil de levantar, no podíamos entre tres. Poco a poco fuimos levantando el ancla y algo mas. Para nuestra sorpresa el grampín se había enganchado con un tubo que tal parecía como si fuera un cable eléctrico. Las personas en el barquito se estaban impacientando por la demora y nos dijeron que se iban pronto si no resolvíamos. La decisión fue de cortar la soga del ancla a protesta del Gordo. El Gordo exclamaba que como también iba a perderle el ancla al tio. Esta vez el Buzo aguanto al Gordo y yo corte la soga del ancla y se las pase al botecito. Aquella gente nos miraban como si fueramos unos locos. El ancla y la cadena la sumamos como otra perdida y el Gordo se paso el camino del remolque entero refunfuñando del desbarate que habíamos hecho al barco del tio. Lo convencimos que por lo menos íbamos en rumbo a la rampa y que ya nada mas se podía romper.

Cuando nos dimos cuenta no habíamos llegado a la misma rampa de donde salimos, resulta ser que era una marina privada en Key Biscayne y no sabíamos ni donde estábamos. Amarramos el barco en el muelle, el Buzo y yo nos fuimos a buscar la calle para orientarnos de donde estábamos. Esta marina estaba a millas de la rampa de Crandon Park. Tuvimos que caminar como nunca antes para llegar al camioncito. Regresamos a la marina privada con el tráiler y no nos dejaban pasar por que era para miembros solamente. Tanto dimos explicando el gran dilema que nos dejaron pasar y no nos cobraron por sacar el barco de esa rampa. Aquella rampa estaba tan inclinada y para mas suerte nos toco sacar el barco con la marea baja, asi que el grado de inclinación era exagerado. Vimos que el barco estaba inclinado para un lado por todo el agua que le había entrado. Ahora también tenia una entrada de agua por el sello del eje. Entre todos guiamos el barco hacia el tráiler, el Gordo le daba a la palanca del winche y poco a poco entraba. El Buzo engancho el 4x4 de la transmisión del camioncito y me dijo, “vas a ver la potencia de este camioncito, esto saca de todo”. El camioncito marcha adelante se forzaba tratando de sacar aquel barco y nada pasaba. Las gomas no patinaban, pero tal parecía como que no tuviera fuerza y como si estubiera trabado. “Debe ser todo el peso del agua adentro del barco" alguien dijo. El Buzo cada vez lo aceleraba mas, se oian las revoluciones subiendo del motor…hasta que se oye un golpe muy fuerte “PLACATA” y el camioncito empieza a rodar rápido sacando el barco por completo de la rampa. Mosquito y yo estábamos alagando al Buzo por la potencia de su camioncito cuando oímos un grito del Gordo que decia “¡la pata de gallina!” y nos trae un pedazo de hierro bronce. La pata de gallina es la pieza estilo aleta cual aguanta el eje de la propela abajo del barco. Esto es lo que estaba aguantando al barco de no salir de la rampa rosando con el piso. Les cuento que todos menos el Gordo estábamos  muerto de la risa, no se si fue por el nerviosismo de todo o por alivio de que esa odisea había acabado y que al final estábamos sanos y salvo, contentos de regresar y hacer el cuento.

Lo único que faltaba era dar la cara al tio de todo lo que paso y los desastres. Todos respaldamos al Gordo y estuvimos a su lado al llegar a la casa del tio. Dimos nuestras mas sinceras explicaciones y disculpas. Para mi en particular, lo difícil no fueron todas las dificultades que pasamos ese dia. Lo mas difícil fue el momento cual estábamos los cuatro parados al lado del barco en atención muy serios oyendo al tio regañándonos muy respetuoso. Yo aguantando la sonrisa por la cara que tenían los socios, por ahora todo iba bastante bien. El tio seguía hablando inspeccionando el casco del barco y de pronto para, se agacha y pone la mano en la cabeza. Yo inicie una carcajada muy alta y contagiosa cual hiso que todos se explotaran de risa a la misma vez cuando el tio exclamo diciendo “¡Y donde esta la pata de gallinaaaaaa!” Jajaja…..jajajaja…..jajajajaja.

 

por EL Cajil:

Renecito, El Eliamar era el barco de mi tio Mesa. El y su hermano eran los que pescaban en el barco Eliamar como tu nombrastes.  Su padre, el viejo Mesa y a su hermano son los que vistes entrar con ese emperador. Ellos fabricaban tremendos barcos tambien y pescar ni hablar, eran unos barbaros. Ese barco tiene enterrado en la proa un pico de un castero - marlin inmenso, nunca lo sacaron y picaron el pico, se quedo penetrado en la madera. Que sigan estas anecdotas, son super interesante y mas de saber que uno esta relacionado con esto de una manera u otra lo hace mas emocionante. Renecito si tienes algunas fotos de los Mesas y mas tuyas de Cuba ponlas por favor. Oye si ese tiburon de la foto cuando lo cortaron tenia la carne identica al Emperador entonces es un Mako, por la foto es lo que puedo ver.

Los pescadores que capturaron lo llamaron "El Monstruo de Cojimar." Fue capturado en las aguas a pocas millas del pueblo de pescadores en Cojimar, Cuba, la misma ciudad donde famoso escritor norteamericano Ernest Hemingway escribió la novela ganadora del premio Pulitzer "El viejo y el mar". Como cuentan la historia, fue un día de junio calmado cuando seis pescadores de Cojimar navegaron hacia el mar en su bote de madera de 14 pies para la pesca de atún, tiburones, dorado y otras especies. Era su sustento diario. Ese día, a pesar de que era un día típico en junio, se produjo una extraña sensación entre los pescadores. Antes del amanecer, los pescadores ya habían navegado cerca de tres millas, justo a la orilla de la corriente del Golfo, donde la corriente es lo suficientemente fuerte como para grandes peces pelágicos en abundancia. Uno de los pescadores puso la carnada en el agua, como hacía cada mañana. Ballyhoo o Escribano es la carnada favorita del marlin azul o castero. Ese día en particular los pescadores deseaban un gran marlin azul, se considera uno de los peces mejor pagados. Después de un par de horas, ni un solo pez había mostrado interés en los ballyhoos frescos que estaban inmóviles en el agua. Otros barcos que no estaban demasiado lejos parecían tener la misma suerte. Viejos pescadores hablan de suerte todo el tiempo. Por lo general, se puede ver el chapoteo de un pez que está siendo capturado por otro barco. A veces incluso se puede escuchar los pescadores de otros barcos cuando un pez es capturado. Pero ese día, todo estaba en calma. Exactamente a las 9 a.m. una gran aleta de tiburón apareció sólo a pocos pies del barquito. Aunque ellos eran experimentados pescadores de tiburones, fueron sorprendidos y dejaron sin habla por el tamaño del corte de aletas en el agua. Uno de los pescadores exclamó en voz alta "No me extraña que no hay peces por aqui!" Sabían que era un gran tiburón blanco. Con gran entusiasmo, los pescadores lanzaron engodo y carnada en el agua para mantener el tiburón cerca. Este tiburón era más grande que todos los otros tiburones que habían visto o capturado antes. Inmediatamente, ataron varias líneas juntas. Para carnada usaron la mitad de un atún que fue mordido por un tiburón más pequeño de la pesca del día anterior. El olor del engodo y carnada en el agua trajo el tiburón más cerca del barco, pasó paralelo al barco y los hombres vieron que era mucho más grande que su barco. Se miraron unos a otros con la incertidumbre y la incredulidad. Ese era quizás un momento de miedo, sin embargo la captura de este tiburón haría que el pago de muchos días en el mar. No había tiempo que perder. Ellos conectaron la mitad de atún en un anzuelo grande de tiburón que fue seguido por un líder de alambre y por miles de pies de soga. Uno de los hombres arrojó suavemente la carnada en el agua azul profunda. El tiburón pasó el barco de nuevo y se tragó la carnada entera. El tiburón comenzó a sacar línea casi de inmediato, pero ellos sabían que no habia manos humanas que podían detener a ese pescado. Tenían palangres con ellos, se trata de pequeñas bollas de madera utilizadas para poner muchas líneas en el agua. Los palangres se utilizan para la pesca del Emperador en la noche. Los pescadores sabían que los palangres aumentarían la resistencia al tiburón enganchado. Después de muchas horas , la línea comenzó a emerger. Ellos sabían entonces que el pescado estaba cansado de arrastrar el peso extra de los palangres. Uno de los pescadores empezó a recuperar línea mientras que otros prepararon un arpón. Ellos sabían el momento más peligroso que le esperaba, cuando el tiburón se acercara al barco. Después de más de una hora de recuperar la línea, vieron al tiburón a 60 a 80 pies bajo el bote, se veía bien grande. El momento de la verdad se acercaba. Los pescadores podían sentir su corazón latiendo rápidamente. Tenían la esperanza de que el tiburón estaba muy cansado o cerca de la muerte, pero no se imaginan que su peor pesadilla se acercaba al barco. Cuando el tiburón estaba a sólo 20 pies desde el barco, ataco directamente a la quilla y golpeó el barco de lado. Luego se dio la vuelta y empezó a morder la quilla de la embarcación. Uno de los pescadores veían trozos de madera flotando al lado del barco. Lo describió como miles de palillos de dientes flotando al lado del bote. Sabían que el tiburón tenia mucha vida todavia, por lo que a toda prisa se preparaban el arpón - un poste de madera de mano con una punta afilada de bronce - y sin preparado para arponear al tiburón en su próximo ataque a la embarcación . El tiburón arponeado se calmó pero no lo suficiente. El pescado continuó mordiendo la quilla de la embarcación y al mismo tiempo rompió piezas del timón. Este pez dio una gran pelea antes de ser capturado, tal vez una de las muchas peleas en su larga vida. Estos pescadores respetan el océano y las criaturas en él. Ellos hablaron muy bien de este tiburón en particular la lucha que puso. Tal vez sentían mucho que tuvieron que matar a un gran pez como este.
 

por loko492:
saludos y lindas cosas a todos yo por mi parte provengo de familia de pescadores pero no me querian cerca de sus botes nunca me ensenaron a pescar ni me dejaban montarme en el barquito que cruzaba de cojimar a alamar Renecito debe conocer el barco de mi familia en cojimar era el jorma y en verdad en cojimar habian pescadores que salian a pescar estuviera el mar como fuera mi hermano me lo dice a cada rato y nosotros aca con todas las de la ley si hay mas de 3 pies no salimos pero eso es parte de la necesidad que hay en nuestro pais bendiciones y buena pesca

La pata de gallina

por El Cajil:
Renecito gracias un millon por esa foto, por favor busca cuando tengas tiempo haber si encuentras mas fotos para darle la sorpresa a mi tia y tio, les va a encantar. La niñita en la foto luce ser mi prima.

El Viejo Mesa

Pescadores de Cojimar: Dialogo del Club Reporte de Pesca

Cajil estaba mirando que me decias que tienes un tio que es de cojimar que se llama Mesa yo recuerdo un viejo pescador Mesa el era dueño del barco Eliamar uno de los mejores barcos que habia alli el barco tenia como 32 pies el viejo mesa tremendo pescador no se si sera el mismo que tu me hablas inclusive el tiene una foto que se la tire yo bueno debe tenerla la familia el despues que estaba ya viejito el puso a pescar en su barco a dos muchachos buenisimos pescadores y en una de sus pescas cogieron un emperador de unas 600 libras como yo vivia ahi mismo el patio de mi casa era la bahia de cojimar yo podia ver desde mi patio los barcos cuando entraban y cuando yo vi el Eliamar entrar con esa timba como le deciamos a los peses grandes fui corriendo para alla y cuando vi el animal entonces yo tenia una moto fui a la casa a buscar la camara y le tire la foto al viejo mesa en la foto el esta parado en la recepcion que es donde se limpiaban los pescados la cabeza del emperador y el pico es decir la cabeza del emperador pues en el piso con el pico hacia arriba eran mas grande que el solo el pico era del tamaño del viejo mesa para que tengan una idea todavia alli en cojimar en la habana Casablanca y otros puertos pesqueros hay pescadores echando palangres en barcos de 18 pies con un motorcito pequeño de unos 20 caballos de fuerza estamos hablando de hoy en dia y unos 20 botes de 18 pies de eslora y 5 de manga con un motor de 20 caballos un chaca chaca caballero esta gente no puede moverse arriba del bote entre los avios y las cosas por la noche esa gente no puede acostarse ni nada es sentado el dia entero y muchas veces no puedes levantarte y moverte libremente tienes que decirle a tu compañero que haga equilibrio porque si los dos se ponen del mismo lado se vira el barco caballero esta gente pesca con 6 pies de olas es increible ni yo mismo se como yo hacia esas cosas cajil aqui esta la foto del emperador de unos 600 libras este es el barco del viejo mesa el eliamar este barco tiene todavia existe 34 pies de largo y como 10 de ancho y como ven el emperador le sale la cola y el pico por el otro lado
 

por EL Cajil:
Fue una tremenda sorpresa cuando les mande las fotos, me llamaron enseguida a preguntarme como yo habia dado con algo asi y le hice el cuento. Dice que rapidamente mi tio se dio cuenta que era el barco que el tenia en Cojimar, y les trajo muchas memorias agradables de aquellos tiempos pescando en Cuba.
Saludos,El Cajil.

Anecdotas de pescas